lunes, 29 de diciembre de 2008

El fin de un ciclo, vuelta a empezar



Pues aquí estoy, animado a escribir la última entrada del año gracias a la insistencia de una personilla. Tanto ánimo he conseguido contra mi pereza que no me he podido esperar al último día.

¿A quién no le gustaría ser el fotógrafo de esta imagen?



Quién se resistiría a cerrar los ojos ante esta puesta de sol, al lado de aquella persona que le gusta... ohh! Puede que no haya llegado el momento de ser el fotógrafo de esta instantánea pero sí que es hora de mostrar la foto que he echado en el 2008. Un año cargado de novedades, de incógnitas finalmente desveladas, situaciones inolvidables, conversaciones hasta las tantas con la gente que se quiere y todo ese cúmulo de sensaciones que ni en mil! palabras se pueden explicar.

Pese a todo, el 2008 está desapareciendo a ritmo de vértigo y cada uno comienza a imaginar todos aquellos propósitos para un año nuevo, por un año de esperanza en que llegue lo que más deseamos aunque a veces sea casi imposible pero no hay nada imposible, o eso dicen... Por un año de amor, diversión, trabajo y salud para todos.

Se me acaban las ideas, parece como si durante el día no tuviera la misma fuerza para escribir que por la noche en la cama, que pienso en demasiadas cosas. Supongo que será la fuerza del silencio. Alguna que otra vez se me ha ocurrido levantarme a esas horas y escribir pero el sueño, gracias al cual hace que lo olvide la mañana siguiente, me ha podido. Anoche pues, pensaba en el futuro, dónde estaré en unos años, ¿rodeado de quiénes?, tengo la curiosidad de saberlo, pero por otro lado, creo que me sorprendería demasiado o no sería capaz de comprenderlo si me lo contaran. Imaginaba una máquina que me transportase sin perder tiempo a algún que otro sitio, como una puerta que si la atraviesas estás allí y si vuelves, estás aquí. Qué difícil, ¿no?

Bueno, me extendería más por tantos días sin escribir y contar las batallitas del día a día pero se haría bastante rollo para toda la comunidad de lectores que tengo xDDD así que me abstengo de ello. Solo decir que en el 2009 a ver si el amor llama a la puerta de más de uno y una y dejan de sufrir tanto, que se pasa mal esperando, para qué negarlo.



Feliz 2009 a tod@s!!

AVISO: Las autoridades bloggeras advierten que comentar en este blog perjudica seriamente la salud.

~Todo por este año~

Hay que disfrutar de la magia todo el tiempo posible,
luego se pierde el encanto, o eso dicen, aunque no lo creo,
quién sabe...

Atte: Carlos

1 comentario:

Elena dijo...

¡Advierten que no es sano porque te vuelves viejo mientras esperas a que se cuelgue un post nuevo!
un besitoo